Estas leyendo
No gana el “Adancismo”

No gana el “Adancismo”

No gana el “Adancismo”
Por: Victor Ulín

Con la designación de Rosalinda Lopez Hernández los “adancistas” del Círculo Rojo (dixit Raúl Ojeda Zubieta) no tienen por qué lanzar campanas al vuelo. Es una posición que ya tenían y que la Comisión Nacional de Elecciones y la dirigencia nacional de Morena les respetaron. Luego entonces, no le ganaron nada a nadie, y menos a los fundadores que lidera el precandidato Javier May Rodríguez, y que se perfilan para triunfar en la mayoría de las encuestas a cargos de elección locales y federales.

No hay que olvidar tampoco que Rosalinda López es un activo también de su esposo, el gobernador saliente de Chiapas, Rutilio Escandón, que no dudamos que debió apoyarla para que le dieran la senaduría que declinó la alcaldesa de Centro, Yolanda Osuna.

Los “Adancistas” del Círculo Rojo ciertamente se han quedado con posiciones en las que ha sido posible la reelección en tanto siguen como Gobierno, y el virtual candidato a la gubernatura de Tabasco es respetuoso de esas decisiones le hayan sido consultadas o no. Ha sido institucional. Pero esta es otra historia.

Si comparamos, podrá darse usted cuenta que la posición  en la primera fórmula para el Senado otorgada a Rosalinda López Hernández, es la misma que en el 2018 lograron los fundadores y que ganó ampliamente Javier May, incluso con una votación muy superior a la que sacó Adán Augusto López Hernández como candidato al gobierno de Tabasco.

Así que no se sorprenda usted que para las diputaciones federales los “Adancistas” del Círculo Rojo solo obtengan una candidatura y los fundadores morenistas el resto, para que la ecuación sea la misma que la del 2021.

Ya faltaría solo esperar cómo se definen las candidaturas a las presidencias municipales y diputaciones locales y tampoco seria una sorpresa que vuelvan a ganar los aspirantes fundadores del morenismo, para que, en justicia, quede el mismo reparto que en la elección del 2021, donde, con excepción de Comalcalco, el resto de municipios fueron ocupados por candidatos “adancistas” que se han quedado sin su líder moral y político.

Ya con el adelanto de las candidaturas al Senado -la otra es la que obtuvo el Claudista y Maycista Óscar Cantón Zetina, con una probada experiencia legislativa-, y la selección antes del precandidato al gobierno en la persona de Javier May Rodríguez que triunfó holgadamente, no se necesita ser adivino para sostener que los militantes y tabasqueños en general se volcaron en las encuestas a favor de los aspirantes fundadores de Morena.

En los próximos días, es probable que sea anunciada la candidatura a la alcaldía de Centro, similar a lo que la Comisión Nacional de Elecciones y la dirigencia hicieron con Romel Pacheco en Mérida y luego con la de Iztapalapa. Ya después vendrán las 16 candidaturas más de las alcaldías que, con excepción de Paraíso, Comalcaldo y Cárdenas, son las de menor presencia e importancia electoral.

Por lo pronto, el “Adancismo” se quedó con la senaduría que capitalizará Rosalinda López Hernández, el proyecto más visble del “Adancismo” para el 2030 que intentará, sin duda, ganarle otra vez a la izquierda genuina en Morena que lidera Javier May Rodríguez, virtual candidato  y próximo Gobernador.

 

Te puede interesar
El poder al pueblo

 

 

 

 

Victor Ulin
Víctor Ulín


© 2024 Grupo Transmedia La Chispa. Todos los derechos reservados